Linkedin en China: Global con éxito local

Mientras el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, analiza sus opciones en China, donde la red social más famosa se encuentra bloqueada, las membresías chinas a LinedIn han crecido hasta llegar a superar el millón de usuarios -una clara ilustración de cómo las webs globales pueden competir en el mercado chino, si se les da la oportunidad de presentar batalla.
 Mientras el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, analiza sus opciones en China, donde la red social más famosa se encuentra bloqueada, las membresías chinas a LinkedIn han crecido hasta llegar a superar el millón de usuarios -una clara ilustración de cómo las webs globales pueden competir en el mercado chino, si se les da la oportunidad de presentar batalla.

Excepto por un breve período a principios de este año en el que llamados a protestas y manifestaciones a favor de una "Revolución Jazmín” circulaban online, el sitio web de LinkedIn no ha sido bloqueado en China, probablemente por jugar un papel mucho menos controvertido en el abanico de ofertas de las redes sociales. Como se sabe, LinkedIn pone el acento en las relaciones entre profesionales, lo que la hace una red básicamente comercial, como opuesto de lo “civil” de la oferta de Facebook.

Esa facilidad de acceso ha dado a LinkedIn la oportunidad de competir con las redes profesionales ya existentes a nivel local, algo que ha hecho con cierto grado de éxito a pesar de no ofrecer una interfaz en chino.

Preguntada LinkedIn si tenía planes para establecer operaciones en China, la empresa ofreció como respuesta una declaración de Arvind Rajan, director general y vicepresidente de operaciones en Asia Pacífico y Japón: "La entrada en China no es algo que tomemos a la ligera. Con una amplia gama de prestaciones y servicios disponibles a través del sitio, estamos centrados en hacerlo bien. Estamos manteniendo un ojo en China y en el crecimiento de LinkedIn allí y estamos abiertos a explorar maneras de permanecer en China en el largo plazo".

Mientras que un millón de miembros no es mucho en un país donde el total de la población online es de más de 450 millones, lo que LinkedIn hace es poner en duda la idea de que los sites de las redes sociales globales no pueden competir en China, dice Bill Bishop, un inversor con sede en Beijing que sigue la industria de internet de China. Los miembros del LinkedIn chino son, en su mayoría, profesionales de altos ingresos trabajando para multinacionales o que de otra manera tienen la necesidad de establecer contactos fuera de China, o una tajada de “usuarios elite” de Internet que sería muy atractiva para cualquier comerciante online, dice Bishop, aunque advierte que el punto de apoyo de la compañía en un pequeño nicho de usuarios no es necesariamente algo que puede ser replicado por otros.

Los analistas dicen a menudo que las empresas extranjeras de Internet enfrentan dificultades para competir en China en parte debido a obstáculos tales como la reglamentación de la censura o los engorrosos requisitos necesarios para obtener una licencia. Los miembros chinos de Facebook se redujeron a 14.000 usuarios activos desde el millón en los 3 meses del 2009 en el que el sitio fue bloqueado por primera vez durante un largo período de tiempo, según Inside Facebook (Facebook no incluye las cifras de China en su página de estadísticas).

Las perspectivas de Facebook en China se encuentran actualmente atrapados entre los deseos expresos de Zuckerberg de querer entrar en el mercado de China y la reputación del sitio como plataforma de libertad de expresión generada como consecuencia de los levantamientos en los países árabes -una imagen que los analistas dicen juega en contra de la empresa en los ojos de los funcionarios chinos que regulan la Internet y los medios de comunicación.


Aparte de los obstáculos políticos, las empresas gestionadas localmente han demostrado localizar mejor los servicios y contenidos de Internet, ayudándoles a dominar la mayor parte del mercado. Redes sociales al estilo de Facebook como Renren.com y Kaixin001 decenas dicen contar con decenas de millones de usuarios cada una, al igual que servicios de microblogging al estilo Twitter, ofrecidos por Sina y Tencent.

LinkedIn, que levantó US$ 352,8 millones en su oferta pública inicial en la Bolsa de Nueva York el mes pasado, también tiene su competencia. En el mercado es aún pequeño en términos de número de usuarios en comparación con las redes sociales más globales, pero Tianji.com dice contar con 6 millones de usuarios y fija su objetivo en 10 millones para finales de año. Otros competidores son Ushi.cn y Jingwei, un sitio lanzado conjuntamente por Renren y el sitio web de empleos Zhaopin.

Las membresías en el extranjero de LinkedIn siguen creciendo, con más de la mitad de sus miembros fuera de USA. Los ingresos extra-USA alcanzaron el 31% de sus US$ 93,9 millones en ingresos mundiales en el primer trimestre, frente al 27% del año anterior, de acuerdo con el folleto de la compañía presentado en mayo. La compañía dijo en aquel documento que "ha experimentado un crecimiento significativo en nuestra base de miembros internacionales" y tiene la intención de "expandir nuestras operaciones de ventas, apoyo técnico en otros destinos internacionales" y que su plataforma estará disponible en más idiomas, chino incluido.

LinkedIn cuenta con oficinas en Australia, Canadá, Francia, India, Irlanda y los Países Bajos, y el mes pasado anunció una nueva oficina para Singapur.

Facebook, algunas ideas para gestionar

"Cambiaste el mundo como lo hicieron Newton y Edison" le dijo Sarkozi a Mark Zuckerberg el fundador de Facebook, en el primer e-G8 que tuvo lugar en París. Cerca de 600 millones de internautas navegan por esta red social.

Claves básicas para desarrollar tu marca personal, corporativa o política en Facebook:

1) Cuidá tu perfil como si fuera tu cuerpo, hacé de cuenta que lo está mirando alguien que esta pensando en contratarte para el mejor puesto de tu vida, fijate que tenés que sacar y que tenes que poner.

2)No tener demasiados amigos, no es creíble, es ineficaz, te llenan el muro de info que no te sirve y te podés perder data importante

3) Cuidado con el Spam que se genera cuando querés ver quien visita tu perfil o que respondió a una preguna sobre vos. Puede que te interese saber quien visitó tu perfil y que respondió alguien sobre vos ( por lo general son preguntas irrelevantes) pero el precio es alto spam

4) No cuentes todo lo que hacés durante el día, mantené una actitud profesional

5)Cuidado con el narcisismo


Santa Fé- Córdoba: expresión política y diseño de una estrategia

Peter Thiel le paga 100.000 dólares a estudiantes para que dejen la Universidad

Convencido de que las ideas no tienen que esperar —o incluso perderse— en los años que toma completar la educación universitaria, Peter Thiel apostó por una opción radical: animar a los jóvenes a que dejen la universidad.

Thiel, cofundador de PayPal, inversionista temprano en Facebook y apasionado defensor de las innovaciones tecnológicas, creo a través de la fundación que lleva su nombre, 20 becas de $100,000 para estimular a empresarios menores de 20 años a que desarrollen sus ideas más allá de las aulas.

"Algunas de las tecnologías más transformadoras se crearon por quienes dejaron la escuela porque tenían ideas que no podían esperar hasta que se graduaran", dijo Thiel, cuando anunció las becas en el otoño pasado.

Ahora, los 24 brillantes y jóvenes cerebros —aunque son sólo 20 becas algunos forman partes de equipos— están ya seleccionados de entre los más de 400 solicitantes.

"La escuela y la universidad están diseñados para crear ‘seguidores de normas’", dice Dale Stephens, uno de los ganadores de la beca.

Desde el sexto grado Stephens decidió —él, no sus padres— educarse en casa, y aunque luego asistió a la universidad por ocho meses, optó por abandonarla.

"Hay una brecha tremenda entre la vida académica y la realidad", comentó Stephens a La Opinión, enfatizando que las rigideces del sistema educativo dejan poco margen para la creatividad.

El joven —quién se da a sí mismo el título de Director de desviación educativa—, planea dedicar los próximos dos años a alentar el proyecto en el que ya trabaja como líder del movimiento UnCollege, que busca introducir en el sistema de educación superior los métodos de autoeducación que él ha practicado buena parte de su vida.

Los ejemplos de éxito entre personas que abandonaron o no fueron la universidad abundan. Desde Elon Musk, cofundador de Tesla Motors —quién vendió su primera compañía, Zip2 a Compaq por $307 millones—, hasta William Andregg, director ejecutivo de Halcyon Molecular —una compañía dedicada a la investigación del ADN con el fin de prolongar la vida con un alto nivel de salud—, son muchos los que han destacado sin un título colgado a sus espaldas.

Sin embargo, John Rogers, director del Instituto para la democracia y el acceso a la educación, de la Universidad de California en Los Angeles (UCLA-IDEA), advierte que el efecto de una educación formal varía según el entorno socioeconómico de la persona.

"Bill Gates era el hijo de un próspero abogado, dejó Harvard para crear su empresa y triunfó. Sin embargo, el hijo de una familia pobre hubiera tenido menos posibilidades de conseguirlo", comenta Rogers, subrayando que para muchos la educación universitaria sigue siendo el pasaporte hacia un futuro mejor.

En puros términos económicos, el costo de los estudios superiores, que ha llevado a los estudiantes ha acumular, en conjunto, un billón de deuda, sigue teniendo sentido para muchos.

Según un estudio realizado por The Economist los salarios promedio de aquellos con educación superior son entre $20 y $30 mil anuales más altos por cada nivel educativo por encima de la secundaria.

"Y el desempleo también es más bajo, aún en las recesiones" dice Rogers, quien también cree que la educación formal tiene que cambiar y asumir los retos de los pensadores y líderes que pueden sentirse limitados dentro del sistema educativo.

Y no es el único.

"Como administrador universitario, podría asumirse que me disgusta la idea", dice Eric Clark, director asistente de servicios académicos en Eastern Nazarene College, en Quincy (Massachusettss), refiriéndose a la posibilidad de interrumpir o abandonar la educación formal en pos de otra más práctica.

"Pero el aprendizaje real ocurre cuando los estudiantes pueden ver el efecto de lo que están aprendiendo en una experiencia real", dice Clark, quien predicando con el ejemplo fundó en 2007 la compañía Quincy Tutoring.

Más información en:thielfoundation.org

Construcción del relato político modelo 2011

Rubén Weinsteiner para Bloomberg

El relato opositor en los noventa, digamos hacia el 94, era un relato de minorías, pero era un relato que conseguía enamorar. La elite cultural gritaba presente en pleno para cantar en lo de Tato Bores “la jueza budubudubudía” y la fast track a la gloria periodística pasaba por los ensayos que denunciaban actos de corrupción, hechos o personas, nadie denunciaba ideas, nadie cuestionaba la sagrada convertibilidad, ni a su sumo sacerdote Domingo Cavallo.

El relato opositor objetaba la corrupción y proponía menemismo honesto. La mayoría compraba otro relato y lo pagaba en cuotas. Ese relato se impuso en 1995 y le dio a Menem la reelección.

Ese relato opositor enamoraba no porque propusiera ideas positivas, no siempre nos enamoramos de alguien o algo que nos hace bien, pero proponía un “para que”. Para que se produzca ese enamoramiento debe haber una propuesta de “reason why” , y el relato opositor a Menem lo tenía. El núcleo del relato emitido era : el modelo económico funciona muy bien, pero lo hacen de manera corrupta, nosotros vamos a seguir igual en lo económico, pero no vamos a robar, vamos a ser más transparentes. Desde la recepción se decodificaba: “En lo económico todo seguirá igual, estos jugadores van a a ser tan eficaces como el gobierno, pero mas” lindos”.

Hoy a pocos meses de la elecciones presidenciales de 2011, los diferentes espacios opositores no despegan en las encuestas. Desde una concepción no evaluativa de la ideología, el principal y más crítico problema que no pueden resolver las expresiones del arco opositor, es la construcción de un relato eficaz, entre otras cosas, porque esos intentos de relato no plantean un “reason why”.
Un supermercado vende de todo, un espacio, en términos de marketing político, debe tener un propósito maestro y ordenador – uno, no mas- que lo explica el “reason why” del relato. Si se comunica bien ese propósito, la gente va a comenzar a escuchar lo que decimos.

Cuando se abandona el escenario de la puja de relatos, se impone el del adversario.

Margaret Thatcher en los ochentas estructuró un relato de manual, con principio, desarrollo y fin: el relato comenzaba con la gloria de la victoria en 1945 con la conducción de Churchill, el desarrollo marcaba 30 años de un estado ineficiente, grande e intervencionista, con una economía improductiva, un país permisivo y laxo, que fue al abismo en la crisis del petróleo y el final del relato marcaba la llegada de la “Dama de hierro” , privatizaciones, estado eficiente, baja del gasto, baja de los impuestos, reducción de los presupuestos para políticas sociales, todo esto coronado con una victoria en la guerra de Malvinas y la bonanza económica. Los laboristas, criticaron, denunciaron, desfilaron por los medios, propusieron medidas, pero no construyeron un contrarelato hasta la llegada de Blair.

José Serra en las últimas elecciones enfrentó el relato eficaz de Dilma, sin relato propio. En una entrevista a dos semanas de la primera vuelta, le preguntaron a Serra porque la gente debería votarlo. Serra disparó una sucesión larga de medidas, propuestas e ideas muy interesantes y con fuerte efecto, el dijo qué haría, no para qué lo haría.

En la Argentina, el gobierno ha construido un relato que le permite contar con un piso electoral duro, con buen arraigo en sectores juveniles. Frente al relato del kirchnerismo, los diferentes espacios opositores aún no han logrado construir uno propio. La UCR que ha sabido construirlo y con eficacia en el pasado, es el espacio que quizás más posibilidades tenga de lograrlo.

Si tomamos el caso del PRO, el partido que gobierna la ciudad de Buenos Aires, más allá de los enormes problemas comunicacionales en términos de posicionamiento, de construcción del discurso, de la marca política, y de la imposibilidad de sacar a Macri de la matriz tonto-perverso, el espacio no plantea un “reason why” a nivel nacional. El relato de ser los profesionalizadores de la política, de ser CEOS en lugar de militantes sin formación, hoy con 3 años de gestión, hace ruido modulado por Macri, Rodríguez Larreta y Michetti.
Con lo cual una propuesta de diferenciación que no verifica beneficios en el terreno, más el discurso de “los alisadores de baches” que no logran terminar con los baches, complica la consolidación de un “para que” profundo a nivel país.
“Denme el país que voy a hacer esto”, ¿Qué? ¿Para que querés gobernar? ¿En qué y para que vas a ser diferente a tus adversarios? ¿Qué políticas vas a llevar a cabo y para qué? El PRO todavía no ofrece respuestas a estas preguntas, por eso no puede ocupar el centro del ring. Solamente puede intentar la ocupación del centro de la escena, aquel cuyo relato exponga un posicionamiento de un “para qué” superador.

La ausencia de relato en el peronismo disidente, explica quizás su actual crisis probablemente terminal, que lo dibuja como carente de volumen en el universo opositor. El no contar con un relato, hace que sus integrantes actúen con la inercia de quien está esperando que algo pase, que baje la espuma post Néstor Kirchner, que Reutemann cambie de opinión, que Scioli …, Duhalde… en definitiva están esperando lo que no vendrá porque el “para qué” no viene de afuera, se construye adentro, y no tiene que ver con hechos o personas, sino con ideas formadoras del relato, que definen y explican el “ a lo que vinimos”.

El acuerdo cívico se afirma en el relato opositor noventista, y hace política con declaraciones juradas y expedientes judiciales en la mano. La población compró ese relato en el 99 y tuvo que devolver el producto, difícil que vuelva a pedirlo. Una cosa es luchar contra la corrupción y otra es vivir de eso como único modelo de acumulación.

El relato construido por la Alianza en el 96 construyó la victoria de Meijide sobre Chiche Duhalde en el 97, y De la Rúa en el 99. El relato kirchnerista del 2004-2006 hizo lo propio con las victorias de 2005 y 2007, y el relato opositor post guerra gaucha, determinó la derrota de Kirchner en la provincia de Buenos Aires en 2009.
El relato de la marca política no es algo épico, que se construye con una única acción y una fama vertiginosa, sino Blumberg, De Angelis y Redrado hubieran consolidado sus fugaces quince minutos de fama, capitalizándolos a favor de la construcción de un continente con posibilidades de pujar por algún espacio de poder.

El relato no es un slogan, tampoco es un listado de medidas. El relato es lo que sostiene lo que decimos, mostramos, hacemos y creemos. El relato genera que la gente crea en la propuesta, amplificando el mensaje y endureciendo el voto.

En la era de la Web 2.0, la política se articula a través de diálogos simétricos y permanentes, las propuestas no llegan a receptores mudos frente al televisor, sino a consumidores y productores de información, con capacidades cognitivas cada vez mas asimétricas con respecto a los emisores.
Sin relato no hay compromiso. La instalación de un relato determina victorias intelectuales, que en definitiva son las que traen las victorias electorales. Con la construcción de un relato eficaz, se logra que la gente se apropie de la propuesta haciéndola suya.

Velocidad, viralidad y reproductibilidad en la Web 2.0

Por Rubén Weinsteiner para ADN
Para ser eficaz y profundo en una campaña de 360 grados, no alcanza con los medios tradicionales, gráfica, vía pública, radio y TV. En la era pre Web 2.0 para tener al sujeto objetivo rodeado, había que hablarle desde el diario, le tenían las paredes de las calles y los carteles cuando la persona caminaba, manejaba o viajaba en transporte público, le tenía que hablar la radio y mirarlo a los ojos la televisión.

Hoy las personas pasan entre un promedio de 3 horas y media por día online, que de las 16/18 horas que están despiertos representa una ventana crucial para dejar libre.
Las redes sociales, las páginas, el e-mail, los blogs, se convirtieron en un escenario de influencia clave por:

a) la velocidad de distribución,
b) la viralidad en la redistribución
c) la potencia de reproductibilidad de los contenidos.


Esta velocidad permite surfear la ola del spin mediático. La noticia tiene una curva de vida, la lanzamos al mediodía y tiene una vida que depende de la contestación de otros actores, de la aparición de otra noticia, o del impacto que pudimos conseguir con nuestra emisión. La viralidad le da horizontalidad y nuevos emisores amplificadores y la reproductibilidad le da permanencia y supervivencia

La Web 2.0 es una oportunidad de construir diálogos de gran densidad y valor con los diferentes segmentos. En la Web 2.0 es posible segmentar de manera muy eficaz y por variables blandas, es decir, por lo que la gente hace y no por lo que la gente es.
Esa posibilidad de impactar directamente en el núcleo de cada segmento taylorizando el mensaje a medida del objetivo, permite pensar estrategias diferenciadas y profundas para cada grupo.

Las personas están sobre informadas, hay decenas de miles de portales, blogs, espacios en las redes, e-mails que llegan nuestras casillas que compiten con nuestro mensaje, por eso hay que sobre simplificar, menos es más, se dice tanto y hay tanto para decir, que hay que decirlo con la menor cantidad de palabras. Yo diría que en cada mensaje, cada palabra tiene que luchar muy duro por su supervivencia.

La comunicación como siempre decimos es estratégica, no táctica, por eso la tiene que conducir en términos generales y seguir muy de cerca la cabeza, porque en la Web 2.0 la velocidad, la viralidad y la reproductibilidad hacen que cada mensaje emitido, aun fuera de la Web, llegue rápida masiva y por diferentes vías en forma recurrente, a millones de personas.

Ofrenda a los mercados

El último presidente radical que concluyó el mandato para el que lo eligieron fue Marcelo Alvear, quien asumió hace 89 años. Los tres siguientes (Hipólito Yrigoyen, Arturo Frondizi y Arturo Illia) fueron derrocados por golpes militares y los dos últimos (Raúl Alfonsín y Fernando de la Rúa) renunciaron en medio de violentas conmociones sociales y default de la deuda soberana ambos, con hiperinflación en un caso y depresión en el otro. Dados estos antecedentes, que los rivales ni siquiera necesitan recordar durante la campaña, la inclusión de González Fraga en la fórmula es una ofrenda a los mercados. JGF es un especialista en finanzas y economía agropecuaria, teórica y práctica, y sus propuestas son bien conocidas: independencia del Banco Central, flotación del tipo de cambio y reducción de las retenciones a la exportación de soja e hidrocarburos, que no deberían pasar del 10 por ciento. Estas son expresiones pudorosas para que las comprendan los entendidos y no se alarmen los legos.
Significan permitir que el valor del peso lo fijen la oferta y la demanda, sin intervención de la autoridad monetaria, lo cual con el diluvio de dólares que ingresan en estos tiempos de grandes cosechas con precios de los commodities en alza y sin siquiera la moderación que implican las retenciones provocaría una fuerte apreciación del peso. Ése es el camino que ha elegido Brasil durante la presidencia de Lula Da Silva, cuyas consecuencias están ensombreciendo los primeros meses del gobierno de Dilma Rousseff. Su gobierno aumentó cuatro veces en lo que va del año la tasa de referencia con el propósito de contener la inflación (mucho más baja allí que en la Argentina) pero esto incrementa el ingreso de capitales golondrina que buscan una ganancia segura en dólares, lo cual al mismo tiempo desacelera el crecimiento, aprecia el real e incrementa la deuda pública, lo cual a su vez presiona por nuevas elevaciones de la tasa de interés y desequilibra la balanza comercial. Lo mismo ocurre en Chile y Colombia, que con tanta frecuencia son ofrecidos como modelo.
El actual gobierno argentino está resistiendo lo mejor que puede esa tendencia mundial que, combinada con el acelerado taxímetro de los precios al consumidor y sin espacio político para elevar las retenciones, genera una presión importadora que se contiene en forma transitoria con frenos para arancelarios y a más largo plazo mediante negociaciones con los principales socios comerciales y con las empresas para compensar esa tendencia. Ambas herramientas se complementan: Comercio Interior puede arrojar ceniza volcánica en la ruta de ingreso de ciertos productos mientras Industria negocia para que en vez de importarse se produzcan en el país, como es el caso de los smartphones de Research in Motion, los apetecidos Blackberry.

En la Web 2.0, el cómo es el mensaje

Por Rubén Weinsteiner
Para ADN

La identidad digital de las empresas y los empresarios, nos presentan problemas de imagen nuevos con escenarios altamente dinámicos, donde la gestión de esta imagen y la implementación de estrategias requieren asumir los nuevos paradigmas e investigando, creando y modificando a partir de ellos, “the plan is nothing, planning is everything”
Estos nuevos paradigmas nos sitúan en un escenario de pérdida de control, donde lo que se dice de nuestra empresa o de nosotros ya no está emitido asimétricamente desde nuestro departamento de publicidad, relaciones públicas o desde nosotros mismos, sino que lo que se dice es producto de un diálogo de miles, millones de personas.
Deberíamos preguntarnos cuál es el efecto de una campaña de gestión de imagen, cuando en la Web 2.0 todos estamos a un click de distancia de información que va desde los datos más duros, hasta los más subjetivos sobre nosotros, nuestra empresa o sus productos.
Hoy vemos empresarios de los que en la era 1.0 nadie hablaba, o su imagen estaba cuidadosamente custodiada, totalmente expuestos en los foros, en las redes sociales, en las wikis o en los blogs, vía Google.
La mayoría de las personas no pasa a la segunda página de búsquedas en Google, y si los resultados en la primera página difieren de la imagen que nosotros queremos dar, tenemos un problema de imagen.
Recordemos el caso Yabrán, un empresario que hacía del perfil bajo no solo un modo de vida sino un insumo estratégico para sus negocios. Una foto exponiendo su cara cambió su vida, perdió el equilibrio y según la justicia fue lo que determinó que ordenara matar a José Luis Cabezas.
Esa invisibilidad hoy con la Web 2.0 resulta mucho más difícil, pero no solo la invisibilidad se ve comprometida, sino que el control sobre lo que se dice constituye un problema de gestión complejo.
En el branding 2.0 tanto corporativo como personal, liderar los buscadores, las redes sociales, la blogósfera, las wikis, el microblogging y demás espacios 2.0, es liderar la agenda. Aún cuando hablamos de agendas construidas desde la gráfica, la radio o la TV, la Web 2.0 condiciona cada vez mas esa agenda, instalando climas, viralizando rumores y chistes, asignando ponderación de verdad a las noticias y a los emisores, y haciéndose cargo cada vez mas de los factores constitutivos de los estados de ánimo y de los climas emocionales colectivos.
Nuestro relato hoy debe competir, y el cómo compite se convierte en una parte importante del relato, así como el medio es el mensaje de acuerdo a Marshall McLuhan, en la Web 2.0 el cómo, también es el mensaje

La simetría 2.0 y el periodismo

Por: Natalia Marcos
P4131044
Jay Rosen, durante la videoconferencia en media140 Barcelona
La gran horizontal, o lo que es lo mismo, el cambio del flujo de la información desde la verticalidad, con los grandes medios como protagonistas, a un modelo comunicativo de igual a igual, en sentido horizontal. Esa ha sido la premisa de Jay Rosen, profesor de la Universidad de Nueva York y adalid del llamado "periodismo público", autor de un libro fundamental para la historia del periodismo reciente, What are journalists for?, en la videoconferencia con la que ha participado en media140 Barcelona.

Rosen no quería impartir una conferencia al uso. Ha preferido reducir sus premisas sobre el futuro (y presente) del periodismo a 8 puntos breves (que luego ha compartido en Twitter):
1 - La gran horizontal: las personas están conectadas entre sí de forma tan efectiva como están conectados con los grandes medios.
2 - La libertad de la prensa pertenece a aquellos que tienen un medio, y hoy casi todos podemos tener uno. Estamos en una edad dorada de la libertad de prensa.
3 - Que todo el mundo pueda no significa que todos lo hagan. Pero el hecho de que pueda nos importa a todos. Y si no lo hace todavía, espera: lo hará.
4 - Cuanta más gente participe en la prensa, más fuerte será esta. Pero hay muchos problemas que resolver antes.
5 - Lo que Alan Rusbridger, director de The Guardian, llama "la mutualización del periodismo" es una convivencia de blogueros y periodistas.
6 - La misma red que nos ahoga con demasiada información trabaja como filtro, la verificación en sí misma funciona también como filtro.
7 - Periodistas: En vez de llorar porque Google os roba las noticias, robad a Google. Empezad a organizar la información que encontramos en el mundo.
8 - En lugar de lectores, telespectadores, oyentes o audiencia, llamadles "usuarios", lo que fomentará su imaginación.
En su videoconferencia ha destacado el papel activo que deben tener los medios de comunicación en su relación con los usuarios: "Los medios deben aprender a usar esa comunicación horizontal, peer to peer". Ya no tenemos "lectores", sino "usuarios" que son productores y consumidores al mismo tiempo. Aportan valor a los medios de comunicación: "Pueden ser testigos de acontecimientos en los que los periodistas no pueden estar".
Recapitulando, para el profesor Jay Rosen, el periodismo ciudadano,que él ha estudiado desde hace años, no debe asustar a los periodistas profesionales. "Los ciudadanos comunican porque son seres sociales, no lo hacen para quitar su trabajo a los periodistas". Lo que los medios deben hacer es repensar su papel: "Hasta ahora se usaba sin plantearse por qué el modelo de la prensa tradicional, con unos pocos emisores y muchos lectores/oyentes/telespectadores. Esto debe cambiar".
Ni que decir tiene que su twitterconferencia fue lo más reenviado de la jornada de hoy del Media140.

Vadim Lavrusik, Director del Programa de Periodismo de Facebook



Vadim Lavrusik, es el cargo de Director del Programa de Periodismo de Facebook.
Es responsable de la estrategia en redes sociales de Mashable. A sus 25 años ya ha pasado por The New York Times y es profesor de Medios Sociales en Columbia, donde cursó un máster en Periodismo Digital.

“Construyo programas para ayudar a los periodistas a usar Facebook y, en su nombre, abogo para impulsar el periodismo social en la plataforma”, escribe por mail, “lo que incluye la recién lanzada página Periodistas en Facebook y Encuentros de Periodismo, además de recursos para profesores. También investigo cómo nuestra red puede ser potenciada para hacer periodismo”. Lavrusik, que trabaja desde Nueva York, amplía su objetivo: “Quiero mejorar la forma de cómo se cuentan las historias, además de establecer asociaciones con reporteros que usan Facebook para su trabajo”.

Los periodistas parecen sentir que Twitter (con 200 millones de usuarios, frente a los más de 600 de Facebook) es más cercano por su instantaneidad para obtener información, más amigable gracias en parte a la facilidad de compartir enlaces o la viralidad que se consigue con el retweet. Hay quien se posiciona claramente y expone las razones: una vez publicada una noticia en Facebook, la distribución es más lenta. La noticia tendría que tener varios "me gusta" para que aparezca en las actualizaciones destacadas del usuario. Otros dicen que compartir en Facebook es más trabajoso pero más rentable, por ejemplo por sus aplicaciones (encuestas, saber quiénes son los seguidores -sexo, edad-, incluir fotos o vídeos). Un estudio del propio Lavrusik (que sin duda contribuyó a que Zuckerberg se fijase en él) concluyó que las noticias compartidas en Facebook se cliqueaban ocho veces más que las colgadas en Twitter.

Facebook tiene 600 millones de usuarios activos. Creo que como periodistas nos enfrentamos a 600 fuentes potenciales, casi todos, gente real, común. La ventaja de Facebook es la autenticidad [algo en lo que ha insistido su jefe, Zuckerberg, en el G8]. La mayoría de los usuarios son quienes dicen que son. Ese no es el caso de otras plataformas sociales, porque puedes crear múltiples cuentas. Y conozco muchos periodistas que usan Facebook cuando hacen reporterismo sin darse cuenta. Hay grandes ejemplos, desde Nick Kristof, reporteando sobre el terreno desde Egipto, hasta Ian Shapora de The Washington Post para publicar una conmovedora historia. Aunque Facebook gravita sobre conexiones personales, muchos reporteros tienen páginas públicas que utilizan para relacionarse con sus lectores y su comunidad. Chequea las páginas que nos gustan desde la de Periodistas en Facebook. Hay cientos de informadores que han generado una presencia profesional, aunque mantengan su perfil personal, para temas relacionados con su trabajo".

¿Y qué es lo que no deben hacer los periodistas o los medios de comunicación en Facebook? "Las malas prácticas son comunes a múltiples plataformas. Si simplemente usas un RSS para publicar en tu Facebook eso crea una pobre experiencia para los usuarios. Cada medio es diferente y tienes que enfrentarlo basándote en cómo la usa la gente, no colgar la información que publicas en otro sitio. Otro error es simplemente publicar y no conversar. Si sólo ofreces enlaces a tus noticias y no respondes a los lectores ni lo usas para conseguir información o encontrar fuentes, entonces te estás perdiendo algo".

Stephen M. Kosslyn: "Es aconsejable que las facultades de Periodismo y Diseño enseñen Psicología Cognitiva"

Por: Alberto Cairo
Kosslyn1
(Foto: Microsoft)
Stephen M. Kosslyn es un maestro de maestros. A pesar de que durante nuestra conversación telefónica no le pregunto por sus estudiantes, ni siquiera por los más famosos (la actriz Natalie Portman fue asistente en su laboratorio de Neuropsicología en Harvard), no evita mencionar a algunos, como Steven Pinker, (Cómo funciona la mente), de quien Eduard Punset dijo que debería ser candidato al premio Nobel.
Kosslyn habla de sus alumnos con cierto pudor y frases lentas, meditadas; en tono parecido, explica por qué los periodistas debemos preocuparnos por cómo el cerebro de cada lector se enfrenta a textos, gráficos y fotografías, partiendo del aprendizaje de ciertos rudimentos de psicología cognitiva, que estudia la interrelación entre percepción, memoria y conocimiento.
El curriculum de Kosslyn ocupa varias páginas, así que limitémonos a sus credenciales más notables: director del Centro de Estudios Avanzados en Ciencias del Comportamiento de la Universidad de Stanford desde enero de este año; fue profesor emérito en Harvard, jefe del Departamento de Psicología de la misma institución y, entre 2008 y 2010, decano de su área de Ciencias Sociales. Neurocientífico especializado en percepción e imágenes mentales (mental imagery), Kosslyn ha escrito varios libros sobre comunicación visual, además de numerosos artículos académicos ([1], [2]).
Kosslyn2 Alberto Cairo - Sus libros de divulgación, como Graph Design for the Eye and Mind ("Diseño de gráficos para el ojo y la mente"), se ocupan de la aplicación de la psicología cognitiva a la comunicación. ¿Por qué se interesó por este asunto?
Stephen M. Kosslyn - Hace años, cuando Steven Pinker era estudiante de doctorado en Harvard, una empresa llamada Consulting Statisticians Inc. se puso en contacto conmigo. Una agencia gubernamental les había pedido que hiciesen algunos estudios sobre por qué los gráficos estadísticos funcionan tan bien para comunicar ciertos tipos de información. Steve y yo pasamos tres años investigando, aunque nunca llegamos a publicar los resultados en un único volumen. Todos mis libros de tono menos académico y orientación más práctica tienen su origen en esa época.
AC - ¿Los que tratan de PowerPoint también?
SK- Sí. De hecho, están basados en los mismos principios y reglas que los que hablan de gráficos. Cuando era director del Departamento de Psicología de Harvard, una de mis obligaciones era ir a numerosas conferencias de profesores visitantes, candidatos a empleos en la universidad, etc. Un día, comencé a notar que las proyecciones usadas en aquellos actos no respetaban lo que conocemos sobre cómo funciona la mente.
Recuerdo un caso que me llamó especialmente la atención. Se trataba de una clase magistral impartida por un psicólogo. Comenzó a mostrar imágenes del Sistema Solar: fondos negros cargados de estrellas, planetas de colores muy claros, etc. El problema era que sobre dichos planetas había colocado textos diminutos de color blanco y escritos con fuentes de trazos muy finos. Eso hacía que fuesen no sólo muy difíciles de ver, sino también de leer. Fue una revelación. Me dije: "esto es increíble; puedo identificar un buen montón de problemas muy básicos; estas diapositivas ignoran lo que conocemos sobre la importancia del contraste, por ejemplo. ¿Por qué?" Así que comencé a tomar notas.
Kosslyn3 AC - Todo su trabajo de divulgación es producto de ese "instante eureka"...
SK- Oh, no, no fue sólo aquella conferencia. Después de ella, comencé a prestar atención no sólo al contenido de otras charlas, sino también a la forma en la que se utilizaban apoyos visuales. Todas, incluso las de expertos en percepción, tenían fallos graves.
Eso fue lo que me llevó a escribir Clear and to the Point, mi libro sobre principios de psicología aplicados a PowerPoint. Lo menciono porque algunas de las reseñas señalaron que lo que digo es bastante obvio: sé claro y directo, no intentes colocar demasiada información en cada diapositiva, organiza jerárquicamente los elementos en la página, usa correctamente el contraste... Pero, a juzgar por lo que me veía obligado a sufrir cada día, los consejos que di eran necesarios. Toda persona que tenga que enfrentarse a una audiencia debe familiarizarse con cómo funcionan la percepción, la memoria y los mecanismos del razonamiento. Mi objetivo siempre ha sido ayudar en ese proceso.
AC - ¿Tiene sentido entonces incluir asignaturas de Psicología Cognitiva en las facultades de Periodismo y en las escuelas de Diseño Gráfico? Le advierto de que debo de estar saltándome varias reglas éticas con esta pregunta porque tengo un interés personal en ella; es una de mis propuestas para el futuro de la enseñanza de esas profesiones...
SK- No tengo la menor duda. Es aconsejable por varios motivos. El primero es que los periodistas se dirigen siempre a audiencias compuestas de seres humanos. Otra obviedad, ¿no es cierto? No tanto. La percepción, el procesamiento de información procedente de los sentidos, la comprensión y la memoria tienen muchas limitaciones y peculiaridades. Entenderlas en profundidad es un requisito para ser buen comunicador, para presentar gráficos con eficacia. Ser capaz de prever cómo tu audiencia va a procesar unos contenidos ayuda a no ser presa de las debilidades de la mente y a aprovechar al mismo tiempo sus capacidades innatas.
Esto se aplica no sólo a los gráficos, sino también al texto, a la forma de escribir noticias y reportajes. No hay diferencia alguna entre ambos en el sentido de que aprender cómo los ojos y el cerebro funcionan es una ventaja para cualquier profesional. La única forma de adquirir este conocimiento es a través de una sólida educación.
AC - ¿Por qué los errores a la hora de escribir, crear gráficos y diseñar presentaciones en PowerPoint son tan comunes, incluso entre aquellos que mejor conocen los entresijos de la mente?
SK- Porque existe una disociación entre nuestras intuiciones y nuestro conocimiento. En nuestro día a día, es común que nos dejemos guiar por intuiciones y que no siempre apliquemos lo que sabemos. El proceso creativo es casi automático, en él tienen más peso los prejuicios y las convenciones –que adquirimos a lo largo de la vida– que la razón. Es algo natural: si muchas de nuestras actividades cotidianas no fuesen automáticas e inconscientes, no seríamos capaces de sobrevivir.
Aplicar conocimientos al trabajo creativo requiere un gran esfuerzo, y dudo que podamos hacerlo mientras trabajamos en un texto o un gráfico. Por eso, en cualquier proyecto debe haber dos fases: la creativa, rápida, intuitiva, automática, en la que uno genera el producto, y la crítica, en la que nos paramos, editamos, filtramos los contenidos y la forma de presentarlos. Esto dobla la cantidad de energía que necesitaremos invertir, y no todo el mundo está dispuesto a hacerlo porque confían demasiado en sus intuiciones. Creen, erróneamente, haber internalizado sus conocimientos hasta el punto de que estos se han vuelto automáticos.
Kosslyn5
(Foto: Jenn Chang)
AC - La visualización de información es un área en constante crecimiento. Segun la definición más habitual en sus textos fundacionales, se trata de una disciplina que tiene como objetivo crear presentaciones gráficas interactivas que "amplían la cognición", las capacidades perceptivas y de comprensión. ¿Se trata de una metáfora o es cierto que, en cierto sentido, cuando usamos una visualización o leemos un gráfico, estos se convierten en extensiones de nuestra mente, de la misma forma en que un disco duro y un libro son extensiones de nuestra memoria?
SK- Para responder a esta pregunta es necesario que hagamos una distinción entre gráficos figurativos (depictive graphics) y gráficos simbólicos (symbolic graphics). Un gráfico figurativo es aquel que tiene una semejanza con lo que representa, como el plano de un apartamento, la explicación de cómo funciona un aparato, el mapa de una región, etc. En un gráfico simbólico, por el contrario, la relación con el fenómeno representado es formal: piense en los gráficos estadísticos.
Pues bien, la forma de leer e interpretar esos dos tipos de gráfico depende de cada persona. La lectura de los primeros es sencilla pero, para entender los segundos, uno debe aprender ciertas convenciones: que existen ejes X e Y, que la altura de las barras es proporcional a las cantidades que codifican, etc. Hoy en día, los gráficos estadísticos son muy comunes, por lo que pensamos que su lectura es natural, pero no lo es.
Maria Kozhevnikov, una científica de origen ruso, ha estudiado este problema. En varios artículos, ha mostrado que no todo el mundo entiende gráficos estadísticos con facilidad. Todo depende de los patrones de activación de ciertas regiones cerebrales, que varían dependiendo del individuo. En uno de sus estudios, Maria demostró que artistas, arquitectos y científicos interpretan gráficos de formas diferentes. Lo mismo sucede con los lectores comunes.
Por ejemplo, existe un grupo de personas para cuyos cerebros los gráficos, aunque sean simbólicos, representan objetos reales. Leen gráficos abstractos como si fuesen representaciones pictóricas de fenómenos reales, físicos, y acaban sumidos en la confusión.
AC - Los gráficos estadísticos, simbólicos ¿son como la lengua escrita? Antes de ser capaces de leerlos ¿es necesario aprender su vocabulario, su gramática, su sintaxis? Eso es lo que sugieren libros como Reading in the Brain, del neurocientífico francés Stanislas Dehaene, que relacionan nuestra capacidad de lectura con la habilidad innata de extraer patrones visuales de lo que nos rodea...
SC- Exacto. Una buena analogía.
AC - ¿Durante la interpretación de gráficos simbólicos y estadísticos usamos las mismas áreas cerebrales en las que reside la capacidad de lectura de textos?
SC- Excelente pregunta. No creo que nadie se la haya hecho hasta hoy. Puede ser una interesante línea de investigación.
AC - En sus libros define ocho principios para la correcta presentación visual de contenidos, agrupados en tres categorías. La primera de ellas es "conozca a su audiencia"...
SC- Sí. En esa categoría entran los dos principios más importantes, de los que depende el resto. El primero de ellos es el principio de "relevancia", que quiere decir que un gráfico debe contener sólo la cantidad de información necesaria para defender un argumento o contar una historia, ni más, ni menos. En realidad, el principio es aplicable tanto a gráficos como a textos: antes de comenzar a trabajar, uno debe plantearse qué es lo que quiere decir.
El segundo, el principio de "conocimiento apropiado", establece que debemos usar códigos que nuestra audiencia entienda de antemano. Es aceptable utilizar gráficos innovadores, pero siempre teniendo cuidado de incluir pistas y explicaciones para que el lector no se pierda. Ocurre algo parecido con el texto: no escribimos de la misma manera para audiencias especializadas que para un público amplio.
AC - Sin embargo, no todos los gráficos que vemos en los medios hoy en día tienen un mensaje concreto. Algunos de ellos (y estoy pensando en uno de The New York Times, con los principales datos del Censo), no plantean preguntas y luego las responden para los lectores, sino que cada lector tiene la libertad de navegarlos, interactuar con ellos, etc. De alguna forma, el usuario se transforma en editor. ¿Respetan este tipo de gráficos los principios de "relevancia" y de "conocimiento apropiado"?
SC- Todo depende de los objetivos. Esas herramientas son bases de datos, no gráficos propiamente dichos. Pero, incluso en ellos, el diseñador toma decisiones sobre lo que incluir y lo que no, y sobre cómo hacerlo. Así que ambos principios son aplicables: el diseñador debe tener una idea del tipo de cuestiones que los usuarios van a desear responder, y elegir los datos y programar la interfaz conforme a ellas. De todas maneras, intuyo que esos gráficos son tan abrumadores que la mayor parte de los lectores no les presta atención.
Kosslyn4 AC - Uno de sus intereses es la forma en que el cerebro genera y manipula imágenes mentales. Sin embargo, psicólogos y filósofos como Zenon Pylyshyn y Jerry Fodor rechazan la idea de que tengamos imágenes en la mente y defienden que nuestro pensamiento es totalmente proposicional, verbal, que razonamos usando solo palabras. ¿Por qué esta noción es tan polémica, cuando la experiencia de "ver" imágenes en la mente es común? ¿Tiene que ver con el rechazo de tantos académicos y pensadores por lo visual en general, en favor de lo textual ?
SC- Los motivos para negar que muchos seres humanos experimentan ciertos patrones de activación neuronal como imágenes y que usan esas imágenes como herramientas para razonar son abundantes. Algunos de ellos tienen raíces históricas, que se remontan a John Locke y los empiristas.
Otros son más recientes. Hay quien piensa que las imágenes son una forma menos sofisticada de representación que el lenguaje. Basan esa idea equivocada en que los niños aprenden primero a dibujar y, más tarde, a escribir, así que deducen que manipulamos imágenes solo antes de conocer la forma "correcta" de razonar y comunicarnos, el lenguaje hablado y escrito. Es absurdo, por supuesto.

El poder en el mundo

¿Qué mueve a las naciones a buscar el poder? El aspecto militar y la búsqueda de consenso. Hegemonía y cultura política. Un juego planetario destinado a las potencias.

Por Dante Caputo

Esta columna debe dar cuenta de los sucesos del mundo que trascienden lo inmediato y lo afectan de manera prolongada. Quiero discutir, brevemente, cómo se podría llevar a buen término esa intención. ¿Qué mueve a los individuos a buscar el poder? ¿Por qué quieren determinar el comportamiento de los otros de manera que hagan lo que no harían por sí mismos? ¿Qué mueve a las naciones a buscar el poder, es decir, a determinar el comportamiento de otras naciones? ¿Para qué sirve el poder de las naciones sobre las naciones? Estos interrogantes pueden sonar a algo filosófico y, por tanto, poco práctico cuando, en realidad, de lo que se trata es de comprender “útilmente” lo que sucede en el mundo.

Como suele decirse, la filosofía no sirve para nada excepto para cambiar el mundo. Aunque aquí estamos lejos de internarnos en esa materia. Más bien, buscamos hacernos algunas preguntas, encontrar criterios, lo mejor fundados posible, para observar la realidad y para discriminar lo central de lo accesorio.

El análisis internacional no debe ser una cronología de hechos. Cada semana se desenvuelven una enormidad sucesos. ¿Por qué elegir éste o descartar aquél? Sólo si tenemos alguna guía en la inmensidad de la información podemos elegir lo que puede alterar el sistema mundial.

Piense, lector, en una guía telefónica. ¿Qué se puede hacer con su contenido? Nada, a menos que usted busque algo preciso. Si no busca un nombre y una dirección, toda la información contenida allí es inútil.

En el tema que nos ocupa, hay dos tipos de hechos que deberían interesarnos: los que ayudan a entender lo sustantivo o aquellos que se imponen por sí mismos. Y después está el resto, que puede ser usado en función de los intereses que representa o tiene quien escribe.

Los hechos que se imponen por sí son escasos. La muerte de Osama bin Laden fue uno de ellos. Los datos que muestran el peso del futuro de las economías en el mundo y su posición relativa es otro. Pero no suceden cosas así todos los días. Entonces se corre el riesgo de mostrar como importante lo que no es. Para evitar estos peligros tendríamos que observar lo que sucede, guiados por algunos criterios. Primero, deberíamos tener cierto acuerdo sobre lo que es y lo que no es relevante para entender el funcionamiento del sistema mundial. Segundo, si entendemos lo que es importante en términos de poder para una nación, tendremos un excelente filtro para separar lo vital de lo contingente. Tercero, partir de la presunción que en el sistema mundial hay básicamente una competencia por el poder que puede llegar a expresarse en la decisión de ejercer el dominio sobre otros. En esta línea, lo que llamamos el estado del sistema es una suerte de fotografía del tipo, intensidad y resultante de las relaciones de poder entre las naciones.

El análisis internacional, si lo anterior es aceptado, debería dar cuenta de los elementos que pueden modificar esa fotografía y de los análisis que ayuden a imaginar los cambios probables que tendrá esa fotografía en los futuros predecibles.

Creo que la relevancia de un hecho está dada por su capacidad para alterar de manera prolongada la relación de poder de las naciones entre sí, en las subregiones (por ejemplo Sudamérica), en un continente o en el conjunto mundial. Entendiendo relación de poder a una relación en la que un Estado impone, total o parcialmente, una conducta a otro Estado o a un conjunto de ellos. Por lo tanto, si usted ve que sucede algo que reúne estas condiciones, ese hecho debería entrar en el campo de análisis.

Inversamente, si observa análisis de cuestiones que en definitiva no van a cambiar nada de forma duradera, usted está leyendo una crónica de sucesos, un conjunto de opiniones o la promoción de un interés particular.

La tarea anterior se aclara en la medida que quien observa tenga alguna concepción acerca de qué mueve a las naciones a ejercer poder sobre otras. Hay, por lo pronto, un conjunto de razones a las que llamaría de conveniencia interior. Una nación se impone a otra para capturar sus recursos. La dominación colonial es la expresión típica de este poder.

Hay otra razón, menos clara, aunque no menos importante, que tiene alguna similitud con la misteriosa fuerza que lleva a los individuos a buscar el poder. ¿Por qué quieren dominar, imponer una conducta?

No creo que una respuesta pueda ser dada en un artículo. En rigor, tampoco los tratados resuelven la cuestión. Tenemos intentos de respuestas. Nada que pueda ser demostrado, nada definitivo. Fíjese que lo más importante en el mundo de la política, nacional o mundial, no tiene una explicación precisa. De allí el encanto de estas materias, que a diferencia de las llamadas ciencias exactas, deben explorar en la incertidumbre constante. Esto es así porque el objeto de la indagación no es el átomo, un planeta, o el tiempo. Es el individuo.

Hace 2.427 años Atenas quiso (y logró) dominar la pequeña isla de Melos. Antes de actuar militarmente, sus embajadores negociaron con los melios, quienes sostenían que la neutralidad debía ser suficiente gesto de buena voluntad. Los atenienses, lejos de aceptar la idea, la rechazaron vivamente: “Si no los dominamos, se creerá que no podemos ejercer nuestro poder”. Verá usted que el problema no era para qué dominarlos sino el hecho de dominar en sí. Ese impulso vital crea los imperios, hace que algunas naciones dejen de agotarse en sus conflictos internos y sean llevadas a jugar en el gran tablero.

Para acercarnos a algún tipo de respuesta a los interrogantes planteados, recordemos a Adam Smith. Antes de escribir La riqueza de la naciones, produjo La teoría de los sentimientos morales, enorme obra para comprender, en parte, las cuestiones a las que apenas aludimos aquí. En ese trabajo, que iba a cambiar el mundo a pesar de ser sólo filosófico, Smith proponía guiarse siempre en la comprensión de los fenómenos humanos por las dos fuentes que originan la acción de los individuos (y de las naciones): la razón y la pasión.

Algunas naciones logran que razón y pasiones se encuentren, se ayuden, de una manera que no creo que alcancemos a comprender. El resultado suele ser su tránsito de una sociedad ensimismada a una sociedad decidida a luchar en el tablero mundial. Son naciones con el secreto de un encuentro interior que las torna poderosas.

Definición de la política

"La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico falso y aplicar después remedios equivocados" Groucho Marx

Las viudas de Macri buscan candidato

En muchas provincias los macristas acuerdan con Eduardo Duhalde; en Cuyo, con Rodríguez Saá, y por ahora sólo en Tucumán con Alfonsín. Macri diría quién es su favorito para la presidencia, pero sólo después del ballottage porteño.

En la mayoría de las provincias, sus dirigentes están acordando con Eduardo Duhalde y, en Cuyo, con Alberto Rodríguez Saá. Hasta ahora, sólo en algunas elecciones provinciales –como la de Tucumán– van con los candidatos de Ricardo Alfonsín. Para controlar los reclamos furibundos que llegaban de las provincias, la mesa nacional ejecutiva del PRO resolvió dar libertad de acción. El macrismo no tendrá candidato a presidente propio, aunque Mauricio Macri evalúa dar su apoyo a alguno de los candidatos de la oposición si logra reelegir en la ciudad.

La alianza con el duhaldismo ya está firme en Santa Fe, con Miguel Del Sel, mientras que en otras provincias el PRO hará más de una pirueta: en Córdoba, Eduardo Mondino será candidato a diputado de Duhalde en la elección nacional, pero en la provincial lo apoya a José Manuel de la Sota; en Tucumán, la elección provincial verá al PRO unido con la UCR, la Coalición Cívica y el peronismo disidente, pero en la nacional el radicalismo va por las suyas y el PRO apoya a Duhalde. En Salta, Alfredo Olmedo tiene dividido el espacio: unos quieren ir con Duhalde, otros con Alfonsín. Las definiciones se darán durante el fin de semana.

Programa completo Marca Política 9/6/2011 en Radio Cultura: Rubén Weinsteiner y Dan Gitlin

El impacto del caso Schoklender en la campaña porteña

La opinión de los analistas coincide en que Cristina saldría indemne, aunque Filmus podría perder una porción de votantes que no necesariamente absorbería Macri, sino dirigentes como Pino y Telerman. Los indignados del PJ que espera captar el PRO para asegurarse el triunfo en el ballotage.

Una de las tareas principales que ocupa a los encuestadores y operadores políticos de la Ciudad en las últimas horas es la medición del impacto que generará en la campaña porteña el escándalo que generaron las denuncias contra Sergio Schoklender y la fundación de las Madres de Plaza de Mayo.

La lectura a primera vista de algunos analistas indica que si puede haber un perjudicado en los comicios porteños ese será Daniel Filmus, aunque eso no implica que Cristina Kirchner caiga en la volteada.

El encuestador Ricardo Rouvier señaló a La Política Online que el caso Schoklender tiene su epicentro en la Ciudad y no favorece al oficialismo. De todos modos, aclaró que “no afecta a Cristina para nada, puede afectar en las elecciones porteñas”.

“El caso no ayuda, debe tener algún costo, pero no para Cristina”, indicó Rouvier y explicó que eso se debió a que fue “muy importante que el Gobierno saliera a hablar tan rápidamente del caso, tuvo muy en cuenta la velocidad”.

En eso coincidió el encuestador Federico Aurelio, que dijo a LPO que el caso no afecta al Gobierno nacional. Eso lo ve en los Focus Groups, un método utilizado por los encuestadores que reúne a un grupo generalmente no mayor a 10 ó 12 personas sin participación política, con un moderador que hace preguntas de coyuntura política y barrial. “En esos grupos la gente dice que los problemas no son de Cristina, son de otros”, afirma Aurelio.

¿Por qué Cristina sale indemne a diferencia de Filmus? Principalmente porque tendrá su elección en el lejano octubre y no en tan sólo un mes. A Rouvier las mediciones le muestran que la mente del porteño también hace la diferencia: “el porteño se informa por los medios y los grandes medios están sacando todo sobre Schoklender”, explica.

Si bien Rouvier sostiene que el caso del ex apoderado de las Madres puede generar cambios en aquellas personas que no comparten la política oficial de los Derechos Humanos, ni él ni nadie se apresura a hablar de la mutación real que pueden sufrir los números de Filmus.

Ni siquiera desde el PRO. “El mayor efecto del tema Schoklender es que hace 10 días que Filmus no está en los medios”, resumieron a LPO desde la mesa chica del gobierno porteño y admitieron que no saben si el caso tendrá un impacto real en los números. “No está claro si le van a afectar el núcleo duro del 25 por ciento o si le va a bajar el techo”, sostienen en el PRO.

Aurelio señaló a este medio que desde el comienzo del conflicto de Schoklender no hubo modificaciones en sus mediciones. La última la realizó ayer y si bien no está terminada, le dejó un escenario muy parejo, con Macri encabezando las encuestas con el 31 por ciento, sólo dos puntos por encima de Filmus. Muy lejos se encuentran Pino Solanas, con el 9 por ciento y María Eugenia Estenssoro, con menos del 7.

Lo que en el ámbito político porteño algunos definen como una certeza es que los votos que no consolide Filmus no los captaría Macri. Es por eso que se habla sobre la tendencia de esos votos a migrar a otros dirigentes ubicados a la izquierda de Macri. Por lo que los votos que perdería Filmus serían absorbidos por dirigentes como Pino Solanas o Jorge Telerman.

Los indignados del PJ

Otra lectura que está circulando en el mundillo político de la Ciudad se basa en que, más allá de Schoklender, lo que puede afectar mayormente a los números reales de Filmus es el desencanto que reina en los dirigentes justicialistas de las Comunas porteñas que se quedaron afuera de las listas del Frente para la Victoria.

La irrupción de La Cámpora y del progresismo dejó huérfanos a los viejos punteros barriales, siempre necesarios para asegurar una base incondicional de votantes.

Es por eso que desde el PRO, que tiene dirigentes justicialistas en su primera plana –como Diego Santilli y Cristian Ritondo– están tratando de seducir a los justicialistas abandonados.

Esa estrategia le sirvió a Néstor Kirchner para llevar agua para el molino de Aníbal Ibarra y derrotar a Macri en el ballotage de 2003. “Nos lo están diciendo varios dirigentes en los barrios, el kirchnerismo excluyó al PJ”, dijeron a LPO desde el gobierno porteño.

Se ilusionan con superar a Filmus por al menos el 10 por ciento de los votos, una diferencia que sería un muy buen augurio para la segunda vuelta.

Cronograma electoral de Junio

Como se verá hasta el 15 hay tiempo de cosntituir las alianzas o coaliciones que se presentarán en octubre ( el continente) y hasta el 25 de este mes para los candidatos (el contenido). Compañeros y compañeras, Alplax 1mg para todos y todas y a no dejarse llevar por el chamuyo.
  • 15-06-2011 FIN DEL PLAZO PARA LA PRESENTACION DE ALIANZAS Y/O CONFEDERACIONES (arts. 10 y 10 bis Ley
  • 23.298 –HASTA 60 DÍAS ANTES DE LA ELECCION PRIMARIA-).
  • 20-06-2011. FIN DEL PLAZO PARA LA SOLICITUD DE COLOR DE BOLETAS (art. 25 Ley 26.571 -HASTA 55 DÍAS ANTES DE LA ELECCIÓN PRIMARIA-).
  • 25-06-2011 FIN DEL PLAZO PARA LA PRESENTACION DE LAS LISTA DE PRECANDIDATOS (art. 26 Ley 26.571 –HASTA 50 DIAS ANTES DE LA ELECCION PRIMARIA-).
  • 27-06-2011 OFICIALIZACION DE LAS LISTAS DE PRECANDIDATOS POR LA JUNTA ELECTORAL PARTIDARIA (art. 27 LEY 26.571-DENTRO DE LAS 48 HS. DE LA PRESENTACION-)
  • 30-06-2011 FIN DEL PLAZO DE PRESENTACION DE LOS MODELOS DE BOLETAS POR PARTE DE LAS LISTAS DE LAS AGRUPACIONES POLITICAS ( art.38 Ley 26.571 ) – DENTRO DE LOS TRES DÍAS POSTERIORES A LA OFICIALIZACION DE LAS PRECANDIDATURAS -

Agendas poderosas o como condicionarle la agenda a los medios

Por Rubén Weinsteiner
Para Newsweek

Cualquier acción o declaración política, logra mucho más impacto si proviene, acompaña o interpreta la voluntad de la base de la pirámide, de la gente y no exclusivamente de una organización, o de un espacio político.
Las campañas Web 2.0 apuntan directamente a ese objetivo, llegar, impactar, influenciar y hacer que la gente tome una posición, no pudiendo permanecer indiferente, identificándose y haciendo suya la causa que originalmente promovió determinada organización, para de esa manera convertir esa identificación, que en definitiva es un sentimiento, en acción, condicionando el terreno hasta construir el escenario buscado.
La clave en la Web 2.0 es generar compromiso, no sumar “amigos” en Facebook o seguidores en Twitter. Compromisos concretos, acciones bien descriptas de viable concreción, dándole a la gente herramientas para comunicarse, socializar y participar, conectando con otros ciudadanos que retroalimenten su compromiso y así hacerlo más fuerte. Este mecanismo de correa de transmisión se vuelve muy poderoso en los niveles de escala que se manejan en la Web 2.0, y ahí las organizaciones se convierten en comunidades reales, no simplemente expresadas desde el nombre de la organización.
Una agencia de comunicación puede contratar a veinte, treinta, cien personas- como hemos visto hace poco tiempo en los medios- para que llenen de comentarios las noticias, para que abran blogs o sitios en Facebook o para que llamen a las radios, pero ninguna de esas acciones se compara ni mínimamente con movilizar a miles, decenas de miles, cientos de miles de personas, no ya con un sueldo, sino con un compromiso, con pasión, con bronca, con ganas y enamoradas de una idea
Al llegar directamente a la gente, perforando el filtro mediático con sus agendas y líneas editoriales, en definitiva negocios, ya no se depende de las migas que tiran los medios, o de las decenas de miles de dólares, que cobran por mandar una cámara 20 minutos a cubrir una presentación.
Lo que permite una campaña 2.0 es hablarle directamente mirándolo a los ojos, como en la mesa de un bar, a la base de la pirámide pero a la vez a los tomadores de decisiones, a los directores de los medios, a los referentes sociales y a los empresarios, hablando con todos y con cada uno, llegando con un mensaje taylorizado, no para darle un discurso, la Web 2.0 no es discursos, es diálogo.
Hasta la explosión de la Web 2.0 los medios de comunicación funcionaban con una lógica asimétrica, top down, no admitiendo la interrupción del público, si alguien habla cuando se dice algo en un reportaje, se pierde lo que dice a continuación, para que a uno le hablen en Televisión hay que quedarse callado, uno no opina, es opinado y por cualquiera que esté del otro lado de la cámara.
En la Web 2.0 ya no hay asimetría, hay emisiones de ambos lados, uno al emitir sabe que va a recibir reacciones, positivas, neutras y negativas, lo importante es poder liderar el diálogo, direccionándolo dentro de esquemas estratégicos que nos permitan alcanzar nuestros objetivos.
En la era 2.0 no alcanza con tener un RR.PP. con buena agenda, la atención de la gente gracias a esa buena agenda, puede dirigirse a un candidato una vez, pero no más que eso. En la era 2.0 hay que generar el mensaje del día todos los días, porque un tema tapa al otro en el spin mediático, y muy rápido. Lo que hace falta para imponer el mensaje son ideas, muchas, excelentes y todos los días. Ideas que no necesitan voceros con agendas poderosas, ya que instaladas e impuestas, condicionan la agenda de los medios y hacen imposible su invisibilización.

Programa Marca Política 2/6/2011 en Radio Cultura

La comunicación 2.0 y el fin de la publicidad tradicional

Por Rubén Weinsteiner 
Para Bloomberg

En la era 1.0, los consumidores, los votantes, los ciudadanos eran mudos. Es más, frente al televisor o a la radio, para poder oír bien, debían callar.

Esa asimetría hoy se acabó, la Web 2.0 es diálogo, no es más monologo, donde se podía decir cualquier cosa, slogan, argumento etc.

Hoy cuando desde la campaña de Macri dicen “sos bienvenido” miles en las redes, en Twitter, en los blogs dicen que es una mala traducción del “you are welcome” con significación absoluta en inglés, pero sin significación potente en español, otros dicen que les suena como que Macri establece un derecho de admisión “vos sos bienvenido, vos no “

Antes se podía decir por TV o Radio o desde la vía pública cualquier cosa, y por eso las marcas corporativas o políticas no necesitaban desarrollar un relato y un mensaje, no necesitaban dialogar, emitían frente a públicos mudos. Podían medir mediante encuestas, ventas, votos, pero era mecanismo mucho menos complejo: se emitía y se generaba resultado.

Hoy se emite, y esa emisión adquiere una dinámica propia, caótica y compleja producto de la simetría específica ya no de la Web 2.0 sino de la era 2.0, donde la gente se acostumbró a interpelar a las marcas, a las empresas y a los políticos.
Y en ese nuevo escenario, las marcas también deben interpelar a los diferentes segmentos para poder establecer mecanismos de sintonía fina y así poder ser más eficaces su comunicación.

Mandar a una marca corporativa o política al mercado sin relato o sin mensaje es como mandar a un ejército sin armas al campo de batalla. Hace 15 años se podía mandar a un producto, a una marca o aun político con un isologo en una mano y un slogan en la otra, hoy sería como enfrentar con palos a aviones F-22.

La complejidad de los consumidores, de los votantes y del dispositivo 2.0, imponen reglas transaccionales nuevas, donde se pueda sostener un relato sin fisuras, para poder construir las conversaciones que demandan los nuevos prosumidores (productores y consumidores de información)

Se largó

Binner: "No me queda otra alternativa que decir que sí"

El gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, aseguró esta noche que tiene "voluntad y decisión" de ser candidato a presidente, pero aclaró que "es en lo personal, porque el partido deberá decidirlo en forma orgánica. Definitivamente, se sabrá el sábado". "Aspiro a una posibilidad cierta de demostrar que hay otra política y que el progresismo tiene nombre y apellido", señaló Binner durante un agasajo que ofreció a la prensa en la sede gubernamental.

Hack4Europe

Luca y Eduardo han creado TimeBook, un Facebook para personajes históricos con función lúdica y educativa a la vez. El juego de Andrés Viedma, al estilo de ¿Quieres ser millonario?, determina los conocimientos del jugador sobre la cultura europea. Victor y Maarten han apostado por mezclar tecnología y derechos de autor. Su Rightsfinder localiza los fondos disponibles bajo dominio público y, si no lo están, explica por qué. Finalmente, Europeana Layar App, de David A. Lareo, georreferencia las obras en un mapa online y, de paso, permite a los propietarios de un teléfono inteligente vincularlas en el entorno donde se exhiben gracias a la realidad aumentada.
La reutilización pública del patrimonio cultural europeo se ha dado cita en el Museo Picasso de Barcelona. Durante dos días 20 hackers han competido y colaborado a la vez en un concurso, Hack4Europe, que aspira a dar mayor visibilidad a los 18 millones de fondos disponibles, tres millones de ellos con licencias libres, en Europeana. El portal aglutina cuadros, música, películas y libros procedentes de 1.500 galerías, bibliotecas, archivos y museos de la Unión Europea (EU).

Londres (Gran Bretaña), Estocolmo (Suecia) y Poznan (Polonia) también han organizado sus respectivos hack days. "El objetivo de los concursos es doble: les invitamos a crear aplicaciones para que nos ayuden a dar más visibilidad a Europeana y, de paso, mostramos a los gestores culturales la importancia de abrirse al mundo tecnológico para fomentar la innovación", explica Milena Popova, responsable de mercadotecnia de Europeana. A Sergio Galán y David Díaz, por ejemplo, se les ha ocurrido crear un buscador de obras por colores para dar más visibilidad al contenido del portal.

Hack4Europe, que premia el potencial comercial, impacto social y la innovación, también fomenta la integración con otras plataformas abiertas en Internet, como Wikipedia. En este sentido, hoy en el museo Picasso barcelonés se ha visto desde un buscador de imágenes, que después se pueden subir a la enciclopedia libre, hasta funcionalidades para referenciar correctamente y mediante vínculos hipertextuales la procedencia de obras disponibles en Europeana y en múltiples idiomas.

El primer hack day para Europeana se celebró en el Instituto de la Imagen y el Sonido de Holanda el pasado abril. "El resultado fue espectacular. Los 32 desarrolladores participantes crearon 15 prototipos, desde aplicaciones para móviles Android hasta mashups para Wikipedia o buscadores por palabras clave o datos geográficos", explica Popova.

La próxima cita es en Bruselas: los mejores prototipos creados durante el hacketon de esta semana, maratón donde se fomenta la creatividad de los hackers durante un tiempo limitado, participarán en la gran final prevista para los próximos 16 y 17 de junio.

Premiados

De momento, en Barcelona, el premio a la innovación se lo han llevado de forma compartida Galán y Díaz por Colour art bits, la aplicación que analiza los colores básicos que utilizan los artistas a lo largo de su carrera y Bert Balcaen por Colour chronology, que permite ver de forma gráfica la biblioteca de obras de cada creador ordenada por años.

El galardón al prototipo con mayor potencial comercial ha recaído en David A Lareo y su aplicación de realidad aumentada, cuya imagen ilustra este reportaje y Time Book, el Facebook lúdico educativo, de LucaChiarandini y Eduardo Graells.

No hay que subestimar a Binner, González Fraga

Capital simbólico y marca política

Segmentar, segmentar, segmentar

Por Rubén Weinsteiner para ADN

Las elecciones siempre se definen con un 5%, ya sea en la segunda vuelta o para entrar en la misma, como cuando Alan García entro por 1,5% sacando a Lourdes y ganando luego en segunda contra Ollanta Humala. Si la diferencia es mucho mayor, la elección ya está definida antes de realizarse, en ese caso podremos achicar el margen pero el resultado difícilmente cambiará.
La tendencia de los jefes de campaña de ir por todo el espectro electoral es un denominador común, ir “a la carga barracas” por todo el padrón, no solo no funciona sino que en términos de economía de fuerzas representa un desgaste superlativo.
La primera acción siempre deberá ser, definir los objetivos y la estrategia para alcanzarlos. Un objetivo puede no ser siempre ganar una elección, Marco Enriquez Ominami en Chile se había planteado instalarse como actor relevante y alcanzar un 15% primero, que luego el en forma personal y en disidencia con su equipo cambió por un 20%.
La segmentación del mercado electoral, la eficacia en la elección de los segmentos a atacar, y la constancia y consistencia en la acción, resultan fundamentales a la hora de definir e implementar la estrategia.
En una charla con Marcelo Cosín, arquitecto de la victoria de Raúl Alfonsín en 1983, me contaba que el candidato radical le repetía sabia e insistentemente, que la elección se definiría por un 5%, las encuestas lo daban debajo de Luder 52 a 48, y el se planteaba el objetivo de dar vuelta el escenario. Marcelo le propuso segmentar y atacar un grupo muy específico, mujeres que votaban por primera vez, ya que no habían votado en 1973, es decir sub 29, hijas o esposas de peronistas y que habitaran el conurbano. La movida apuntaba a torcer el voto natural por herencia, folklore o inercia de un segmento al que se atacó con dos comerciales: uno que planteaba que se terminaría el servicio militar, y que lo único obligatorio sería el secundario y el otro tocando la cuerda de la igualdad de oportunidades para todos los chicos.
La jugada consistía en rebelar a un segmento acotado y relativamente pequeño. Cuando se trata de este tipo de abordajes quirúrgicos, hay que apuntar a objetivos muy puntuales y definidos para tener precisión y poder concentrar sobre un punto todo el poder de fuego.
La historia es conocida Alfonsín obtuvo la presidencia, Armendáriz ganó en la provincia, y el análisis de la elección señala que las mujeres de ese segmento votaron masivamente a la UCR.
Es importante concentrase en los segmentos elegidos, atacar en forma puntual, concentrada y masiva con gran intensidad de fuego y no distraerse con objetivos de oportunidad.

Community manager II

La confusión en torno al rol del gestor de comunidades genera discrepancias en Internet.- A un 60% de los parados españoles le gustaría reorientar su carrera profesional, según Adecco. Este perfil es uno de los favoritos.- España es el primer país del mundo en demandar información en Google 

 Es el puesto de moda en España pero nadie sabe por qué. Unos cobran 18.000 euros al año, otros más de 45.000. Unos diseñan complejas estrategias de comunicación online, otros escriben mensajitos en Twitter. Algunos cuentan con MBA y 10 años de experiencia, otros con un curso por horas. No hay dos iguales y sin embargo todos se llaman community manager.

 Pocas veces un puesto de trabajo ha generado tanta confusión sobre sus responsabilidades, sueldo, función y encaje organizativo. Hace tres años no existía este término y hoy pululan en España decenas de miles de community managers. Se han organizado en la Asociación Española de Responsables de Comunidades Online (AERCO), con más de 1.000 miembros. Al 60% de los parados les gustaría reorientar su carrera profesional, según Adecco. Este es uno de los perfiles favoritos para hacerlo. Pese a ello, nadie, ni empresas, candidatos, ni consultoras online, tienen claro qué es un community manager.

"Si preguntas a 10 personas, recibirás 12 definiciones diferentes", dice José Antonio Gallego, presidente de AERCO. Gallego lo intenta. Según él, un community manager es la persona en una empresa encargada de gestionar las comunidades online afines a la marca. Aún así, reconoce que "el término es ambiguo, una moda, cambia de un día para otro y empieza a generar cierto cansancio".
Google tiene una herramienta en la que comparte el volumen de búsquedas que recibe una determinada palabra clave en su plataforma: Google Insights. Son capaces de dividir dicha información por los países con mayor volumen de búsquedas sobre el término requerido. Al introducir el anglicismo community manager, España es el primer país del mundo en demandar información sobre este nuevo oficio. Un boom tan inusual como desconcertante si tenemos en cuenta que se trata de una profesión sin las lógicas barreras de entrada en forma de títulos universitarios, conocimientos técnicos específicos o una definición exacta de las funciones requeridas por parte de la empresa contratante.
España, además, es uno de los pocos países donde este fenómeno ha adquirido el comportamiento de las llamadas burbujas: rápida popularización, establecimiento de una lucrativa industria en torno al mismo (asociaciones, academias, agencias, consultoras...), debate sobre su validez y, es de esperar, posterior pinchazo y desaparición. O reconversión, como ya ocurrió en EE UU y otros países europeos donde, digerida la novedad, plantean el community manager no como un puesto concreto, sino como una función dentro de los departamentos de comunicación o marketing.
En plena burbuja del término muchos intentan sacar partido a la confusión. "Algunas escuelas de negocio cobran 15.000 euros por un master en community management o 3.000 por un curso de fin de semana. Es vergonzoso", dice una consultora de 37 años, autodidacta, que prefiere mantener el anonimato. Gestiona como freelance la presencia en redes sociales de varias marcas y explica que, fruto del desconocimiento, las empresas están muy desorientadas. "Te encuentras de todo. Desde una zapatería que te llama porque dice que necesita un community manager a una multinacional española que ofrece una miseria de 500 euros al mes por gestionar sus redes sociales en 28 países".
La crisis económica y el desempleo, la necesidad, han ayudado a inflar la burbuja. Un profesional del sector consultado culpa a las agencias de publicidad por colarse sin conocer el terreno y a los especialistas en marketing y comunicación en paro transformados de la noche a la mañana en 'expertos' en social media. "Tendrá que pasar un tiempo hasta que la situación se normalice", comenta, también bajo anonimato. Es ingeniero técnico informático, tiene 23 años y gestiona la presencia online de una gran empresa española. ¿Cómo aprendiste? "Soy autodidacta".
Mientras el ruido continúa, la Red se va poblando poco a poco de blogs, comentarios y mensajes en Twitter cargando contra el concepto de community manager. Para unos es una falacia, para otros simplemente no existe, es transversal junto al resto de funciones de comunicación. Los hay que incluso critican la labor de AERCO por oportunista. "Alimentan una moda, utilizan la asociación en beneficio de unos pocos", opina otra fuente.
Internet no solo ha auspiciado nuevos roles profesionales desde su nacimiento, sino que ha transformado los esquemas de las necesidades de personal en muchos departamentos convencionales. Marketing, comunicación, tecnología, redacción, incluso en gerencia, casi ningún área ha permanecido inmune a los evidentes cambios en la manera de comunicarnos. El protagonismo de las redes sociales y, sobre todo, su trepidante incremento en el uso diario de la gente ha traído una serie de consecuencias que han dejado a muchas empresas fuera de juego en su estrategia con respecto a la comunicación, investigación y repercusiones sobre sus marcas. De este modo, muchas de ellas se han convertido en cómplices de una vorágine de servicios de community manager sin tarifas, ni resultados tangibles o, al menos, donde empresas con criterio conviven con "vendedores de humo" que perjudican una actividad con varios indicadores de sobreestimación.
"Muchas compañías cobran en virtud del tamaño de la empresa, no del servicio ni objetivos, lo que hace que la competencia sea tan alta como poco cualificada en los resultados del trabajo. Conviven firmas serias con cierta experiencia con otras que solo buscan dar un pelotazo en un momento de auge", señalan algunas compañías consultadas sobre las causas que no ayudan a dignificar la incipiente actividad.
En enero de 2009 Twitter tenía unos 20.000 usuarios al día en España. Dos años más tarde superan los 300.000 diarios. Las cifras de la conversación en Facebook son todavía más impactantes. Según Google Trends ocho millones de personas entran diariamente en la red social fundada por Mark Zuckerberg desde España. La tendencia muestra que el fenómeno sigue creciendo a medida que se popularizan dentro del teléfono móvil de los usuarios. Son un hábito masivo, ya sea individual o colectivo, de comunicación, expresión y manifestación (pública o privada, según elija el usuario). La burbuja se infla por la evidente necesidad de participar. Sin embargo, la cautela sobre cómo hay que hacerlo, al menos en nuestro país, es inexistente, lo que contribuirá a que tras un pinchazo, se reajuste.

 

Economía cavernícola

Suele creerse que la riqueza es limitada y que lo uno quiere se lo debe sacar a otro; sin embargo, para crecer es más importante crear y cooperar

Eduardo Remolins

Haga este experimento: vaya a la librería más cercana y acérquese a la sección de libros de management. Recorra visualmente los títulos. Se va a intoxicar de "lucha por el mercado global", "guerras empresariales", creación de "imperios comerciales" y "pelea por la supremacía". Después de unos minutos uno no sabe si está en una librería o en la biblioteca de West Point. Existe una llamativa profusión de metáforas militares usadas en una disciplina (el management) que, a priori, tiene poco que ver con el arte de la guerra.
La mayoría, sin embargo, no está de acuerdo conmigo. De hecho, "El Arte de la Guerra" es el nombre del clásico del gran estratega militar chino Sun Tzu, que se convirtió hace tiempo en libro de consulta de millones de gerentes. La guerra es la metáfora suprema de los negocios. Nos proporciona la embriagante sensación de que nos hallamos enfrascados en una lucha a muerte, aunque nos dediquemos a producir galletitas o juguetes.
¿Por qué sucede esto? En primer lugar, por algo que los economistas llaman "juego de suma cero" y que subyace en todas las "visiones guerreras" de los negocios. Un juego de suma cero es la situación en la que lo que gana cualquier persona o empresa es necesariamente lo que pierde otra. No se crea riqueza, sino que se distribuye. En un juego de suma cero para ganar dinero es necesario que otro lo pierda. Si esta es la situación (si creemos que así funciona la economía), no es llamativo entonces que todo el mundo se ponga el casco y busque con quién tiene que pelear por su parte.
Sin embargo, el Premio Nobel de Economía Robert Solow demostró a mediados del siglo pasado que la mayor parte del crecimiento de un país, a largo plazo, se origina en la innovación (en el cambio tecnológico, más precisamente), y no en la acumulación de tierras o capital. Para el caso americano ese porcentaje llegaba al 85%. En una palabra: para crecer es más importante crear (y cooperar para hacerlo), que pelearse por acumular. ¿De dónde sacamos entonces la idea de la suma cero?
En una palabra: para crecer es más importante crear (y cooperar para hacerlo), que pelearse por acumular
Para Benito Arruñada, profesor de la Universidad Pompeu Fabra, esta mentalidad podría ser un resabio de la época de las cavernas que quedó en nuestro cerebro. Según Arruñada, que recogió numerosos trabajos de sicología evolutiva, tenemos básicamente el mismo cerebro que desarrollamos durante el Pleistoceno (desde 1.800.000 AC hasta 10.000 AC), con su conjunto de reacciones instintivas y de sentimientos primitivos, aunque enfrentemos un entorno que ha cambiado vertiginosamente en los últimos 10.000 años. Sostenemos pautas de conducta y sistemas de respuesta ante ciertas situaciones que serían muy útiles en el ambiente de las tribus de cazadores y recolectores que vivían hace medio millón de años, pero resultan muy inadecuadas hoy.
Por ejemplo, uno de los condicionantes prehistóricos del comportamiento humano actual está dado porque entre 1.800.000 AC y 10.000 AC la evolución tecnológica fue prácticamente nula. Como resultado, el crecimiento económico fue casi inexistente. Un cerebro adaptado a ese ambiente debe por fuerza funcionar bajo el supuesto de que la riqueza es una cantidad fija e inmutable. Por lo tanto, el único modo de obtener más (en términos materiales), es quitar a otros miembros de la sociedad lo que ellos tienen. Más para mí significa menos para ellos.Y viceversa. Nos guste o no, parece que el "chip" del juego de suma cero, nos viene desde el Pleistoceno y lo tenemos incorporado.
El hecho de que en la prehistoria (y más cerca en el tiempo también), esta mentalidad llevara a la lucha por territorios y actualmente lleve principalmente a feroces contiendas comerciales, es solamente un cambio superficial, aunque benéfico, obviamente. La mentalidad subyacente sigue siendo: la riqueza es limitada, lo que yo quiero se lo debo quitar a alguien.
La mentalidad subyacente sigue siendo: la riqueza es limitada, lo que yo quiero se lo debo quitar a alguien.
En los últimos 10.000 años el mundo ha cambiado más allá de nuestros sueños. Por desgracia, las bases profundas y primitivas de nuestros comportamientos contradicen frontalmente a las bases de la prosperidad. Nuestro cavernícola interior nos sigue diciendo que usemos el garrote, que en esto se trata de ganar o perder, que no hay suficiente para todos y que no vale la pena cooperar. ¿Cómo superar este problema?
Lamentablemente no hay respuestas simples. Aunque un primer paso en la dirección correcta puede ser reconocer que al analizar una situación de negocios determinada tenemos un sesgo, una tendencia. Es el sesgo que nos lleva a ver en las relaciones comerciales potenciales conflictos o choques de intereses. Nuestro primer impulso, por decirlo así, es ver la oposición de intereses y la disputa.
Reconocer ese sesgo que tenemos y contrapesarlo con un análisis más objetivo que tome en cuenta los aspectos creativos de cada situación empresarial (las oportunidades de innovación o cooperación, por ejemplo), es una forma de mantener a nuestro cavernícola a raya.
* Eduardo Remolins es economista especializado en Management de la Innovación, Master in Technology and Innovation Management, Sussex Universitiy Master en Economía, UTDT. Además es autor del libro La Primera Venta del Emprendedor .